Exoesqueleto

Grupo Carreras utilizará exoesqueletos para reducir lesiones en los puestos de trabajo

Nuestra empresa Carreras Grupo Logístico utilizará tecnología avanzada para mejorar la salud laboral de sus trabajadores. Como primer paso ha adquirido un prototipo de exoesqueleto lumbar, distribuido en España por la empresa Iturri, especializada en productos relacionados con la seguridad en el trabajo, que redistribuye la carga hacia el pecho y especialmente las piernas y protege así la zona lumbar de la espalda del trabajador. Pensados especialmente para los preparadores de pedidos (‘pickers’) de los almacenes logísticos, cuyo trabajo les obliga a inclinar la espalda hace delante de forma constante y repetitiva, estos esqueletos externos llegan a reducir cerca del 50% la carga lumbar, es decir, la presión sobre la espalda y las vértebras. “Reparten la mitad del esfuerzo exigido entre ellos y el trabajador”, señalan los responsables del grupo aragonés.

Esta tecnológica herramienta, que se ha implantado en las instalaciones que el grupo tiene en la Plataforma Logística de Zaragoza (Plaza), se adapta a la talla del operario, pesa algo menos de 3 kilos y no necesitan batería, puesto que se recarga con la energía que extrae de la propia actividad del trabajador. Limitan además aquellas acciones del operario en las que se realizan movimientos de riesgo.

Carreras se ha convertido así en el primer operador logístico español que ha adquirido un exoesqueleto. “Apostamos por la innovación, a la que dedicamos tiempo y recursos”, señala la compañía, que destaca que en esta primera fase «estamos analizando los resultados de este prototipo». 

Fundado en 1933, Carreras Grupo Logístico, es un operador logístico integral que ofrece servicios en todos los eslabones de la cadena de suministro: transporte nacional e internacional, almacenaje, distribución, manipulación, copacking, paletería, consultoría logística, tránsitos aéreos y marítimos y gestión de aduanas y externalización comercial. Cuenta con una flota controlada de más de 1.000 vehículos, y una red de almacenaje de más de 450.000 metros cuadrados en 46 instalaciones. En la empresa trabajan más de 2.000 empleados, siendo líder en gran consumo. El pasado año, el grupo aragonés cerró con una facturación conjunta de 250 millones de euros. Con sede en la Plataforma Logística de Zaragoza, cuenta con filiales en Francia (adquirida en 2017), Italia, Portugal y Rumania.